Una visa de inversionista es una forma sencilla y rápida para obtener la ciudadanía estadounidense

Desde 1990, los Estados Unidos han dirigido un programa de inversión que recompensa a quienes inviertan en la economía estadounidense, inicialmente con una visa EB-5 por dos años que ofrece todos los beneficios de la residencia y después con la propia ciudadanía estadounidense.

  • Cubre a toda su familia (hasta 10 personas)
  • Le da acceso a los mismos beneficios que a un ciudadano de los Estados Unidos
  • Su inversión puede tomarse de la cuenta de ahorro individual de un cónyuge

5 AÑOS

500 000$

Requisitos que debe
cumplir el inversionista

  • Los fondos de inversión deben tener procedencia legal
  • Buena salud física
  • Sin antecedentes penales

Aspectos que no tienen
relevancia en su solicitud

  • Edad y sexo del inversionista
  • Nivel de inglés
  • Profesión / calificaciones
  • Nacionalidad

Los riesgos

El USCIS creó este programa con la intención de atraer inversión extranjera a las regiones menos desarrolladas de los Estados Unidos. Y naturalmente, debe haber una recompensa apropiada para dicha inversión – la ciudadanía. Dicho esto, un factor importante para los Estados Unidos al concluir esos acuerdos con los inversionistas es el nivel de riesgo. Los contratos que ofrecen alguna garantía a los inversionistas pueden generar menos entusiasmo de parte de las autoridades estadounidenses. Por lo tanto, es importante que no haya garantías directamente especificadas en el contrato, para no poner en peligro su solicitud de ciudadanía más adelante.